Los 5 errores que no debes cometer en tu campaña colectiva de recaudación de fondos

Con el amplio alcance que tiene el Internet, tienes una oportunidad única de reunir personas para tu causa a través de campañas colectivas de recaudación de fondos. Sin embargo, no es tan fácil como publicar tu campaña y recolectar recompensas instantáneamente. Aquí encontrarás las soluciones para algunos errores comunes que pueden arruinar tu campaña antes de que tenga la oportunidad de brillar.

1. Tu material promocional es demasiado extenso

Si tu sitio web tiene demasiadas palabras o es muy detallado, los donadores potenciales perderán el interés inevitablemente antes de que lleguen al corazón de tu causa. Puede ser tentador el incluir detalles triviales, como la biografía del presidente de tu organización no lucrativa o la historia de tu organización, pero es mejor quitar esas partes para sólo tener material que llame la atención. Apégate a publicar videos más cortos – de aproximadamente un minuto de duración – y sólo comparte los datos duros de tu proyecto y sus objetivos. Más adelante, ya que hayas provocado ese entusiasmo inicial puedes darle seguimiento con información más específica.

Además, la gente quiere ser inspirada por las organizaciones de recaudación de fondos. Si no utilizas visuales o gráficos inteligentes a tu favor y en vez de eso, pones un gran bloque de texto en la pantalla, es muy probable que la gente cierre la ventana de tu página cuando estén a la mitad de la lectura. Aunque no es necesario que inundes tu campaña con gráficas de pastel y GIFs, sí es importante que atrapes la mirada de los espectadores. Yo sugiero que presentes la información de una manera más digerible y amigable, con párrafos concisos y diferentes gráficos que respalden el material escrito.

2. No realizas la suficiente promoción

Si crees que tan solo publicando la campaña y enviando algunos recordatorios hará que alcances tu meta, será poco probable que veas grandes resultados. Necesitas realizar actualizaciones frecuentemente con publicaciones promocionales para seguir obteniendo más seguidores durante el tiempo que dure tu campaña. Puede parecer obvio pero nadie conocerá tu causa si tú no se las das a conocer. Y no te preocupes por molestar a tus contribuidores con recordatorios periódicos acerca del progreso de tu campaña, mientras que los mantengas informados y sin spam, valorarán tus esfuerzos de mantenerlos actualizados. Además, asegúrate de utilizar todos tus canales sociales estratégicamente con una variedad de interacciones entre la base de datos de los usuarios. Esto mantendrá involucrados a los contribuidores aunque no puedan ver el progreso físicamente.

3. Presionas demasiado

Sin embargo, tampoco debes ser demasiado entusiasta. Los administradores de campaña que están bombardeando constantemente a su posible base de donadores pidiéndoles donativos tienen más posibilidades de disuadirlos que de recibir más contribuciones. Mientras que no hace ningún daño el pedir una donación después de establecer una relación solida con el donador, enviar peticiones que no solicitaron todos los días, se verá más desalentador y desesperado que persuasivo. Así que no los ahuyentes, mejor haz el esfuerzo de tener una conexión con tu audiencia y así, las donaciones llegarán naturalmente.

4. Estás dirigiéndote a la audiencia incorrecta

Aunque deseas alcanzar a un amplio grupo de personas para difundir tu causa, ¿Qué ocurre si tu mensaje le llega a oídos sordos? Asegúrate de comunicarte y crear material promocional para la audiencia correcta. Ponte en contacto con las personas de tu comunidad local a las que les interese tu causa y reúne a personas influyentes en círculos similares para obtener más apoyo. No debes ignorar a una audiencia más pequeña si se compone de grupos interesados, así que tiene su recompensa el estar consciente de tu grupo objetivo.

5. Beneficios deficientes y falta de participación

Recuerda que esta es una campaña colectiva de recaudación de fondos así que, naturalmente, los donadores esperarán algo a cambio de su apoyo. Buenos deseos y correos de agradecimiento no serán incentivo suficiente para regresarles una cantidad significativa. Si eres una organización no lucrativa, también es importante que tu audiencia permanezca activa en tu causa. Ofrécele a tus seguidores formas en que puedan participar y motiva a más donadores haciendo que su participación valga la pena. Hazles saber a quiénes están ayudando, ofréceles recompensas tentadoras a cambio de su ayuda y asegúrate que correspondan a la cantidad que están dando. Muéstrale a tus donadores el reconocimiento que se merecen y ellos harán la retribución en especie.

Con todas las campañas colectivas de recaudación de fondos que existen actualmente, puede ser difícil ganar popularidad y alcanzar tus metas de recaudación. Pero tener las herramientas correctas puede hacer un mundo de diferencia para que tu campaña sea un éxito.


Ryan Bridges colabora como redactor y especialista en medios para la Asociación de Gestión SBI (SBI Association Management). Constantemente crea contenido para diferentes blogs de gestión de organizaciones no lucrativas, basados en los retos de transición que forman parte de la recaudación de fondos de las organizaciones no lucrativas y sus esfuerzos comerciales.